ÁNGELA LEYVA “Siempre hay que tener la autoestima al máximo”

ÁNGELA LEYVA “Siempre hay que tener la autoestima al máximo”
02 Mar 2015

ÁNGELA LEYVA. Capitana de la selección peruana de vóley Sub-18

Una de las “matadorcitas” de Natalia Málaga conversó en exclusiva con Muestra Médica para contarnos sobre sus inicios, su rutina como deportista de alto rendimiento y sus proyectos a futuro.

Renzo Gómez Vega
Periodista
rengomezv@gmail.com

El Mundial de Tailandia Sub-18 debe haber dejado a Ángela Leyva con un sabor agridulce en la boca. Por un lado, la dolorosa semifinal ante China que nos privó de la lucha por la medalla de oro, y luego la derrota ante Brasil por la medalla de bronce. Así, Perú se quedó con el cuarto puesto del torneo, resultado que no desmerece la gran actuación de este equipo conformado por jóvenes promesas del vóley nacional.

Pero, por otro lado, Ángela fue premiada como la mejor atacante del Mundial, un reconocimiento que la motiva a seguir trabajando para llevarnos, literalmente, a lo más alto. Y ahora tiene la oportunidad de hacerlo, pues ha sido convocada a la selección de mayores para jugar en el premundial que se disputará en San Juan (Argentina) en octubre, nuestra última oportunidad para clasificar al Mundial de Italia 2014.

¿Hace cuánto tiempo practicas vóley? 

Desde los 11 años. Primero jugaba básquet en mi colegio y después vieron que tenía las condiciones para jugar vóley. Así comencé en el Jepsus, un club de Chorrillos.

¿Cómo es tu rutina de entrenamiento?

Entreno tres horas más dos horas de club. De 4 y media a 7 y media entreno en La Videna, y después me voy a las 8 a La Molina y practico hasta las 9 y media o 10 de la noche con mi club, la Universidad San Martín.

¿Qué tipo de ejercicios haces?

De todo. Dos días a la semana tenemos gimnasio, donde hacemos trabajos de fortalecimiento con pesas, y el resto es puro vóley. También cada 15 días vamos a la playa a correr.

¿En qué consiste tu alimentación? 

No tengo una dieta específica. Como normal, como cualquier persona, pero siempre cuidándome de las grasas y las harinas.

Y cuando vas a competir, ¿varía eso?

De hecho que sí. Cuando viene una competencia mayormente nos concentramos y nos ponen lo que tenemos que comer, o sea, lo necesario.

Ahora que estás atravesando una etapa de formación como es la juvenil, ¿has pensado en tener un nutricionista personal?

No, porque mi nutricionista es mi mamá (sonríe). Es la mejor.

¿Cómo estás equilibrando el colegio (Saco Oliveros) con la selección de vóley? 

Me han dado bastantes facilidades. Por ahora, me han dejado trabajos. Y tengo que realizarlos y ponerme al día para que me tomen examen.

¿Qué ha sido lo más beneficioso que le ha dado el deporte a tu vida?

El cariño de las personas. Es muy bonito que reconozcan nuestro trabajo.

¿Qué tipo de sacrificios has hecho para poder llegar hasta donde estás?

Me he esforzado siempre al máximo. Si me daban a correr 10 vueltas, yo daba 12. Estar pendiente de lo que hago y hacerlo bien. El último sacrificio que hicimos fue estar lejos de nuestras familias por dos meses.

Me imagino que te has perdido de varias fiestas y reuniones…

De hecho que sí. Me he privado de muchas fiestas, pero tampoco es que me guste mucho. No soy de salir tanto.

¿Te imaginas una vida desligada del deporte? ¿Por qué?

No creo. Es una pasión que tengo, que me está dando muchas alegrías y que se está haciendo profesional.

Eres la mejor atacante menor de vóley a nivel mundial. ¿Piensas dedicarte profesionalmente al vóley?

Es difícil decir eso. Aquí las cosas son un poco complicadas. El vóley no está bien pagado, pero me he tomado muy a pecho esto. El vóley es un deporte muy bonito a través del cual puedo ganar muchos logros y reconocimientos para el Perú.

¿Qué le falta al deportista peruano para alcanzar niveles de competencia mundial que lo lleven a ganar una final?

No sé, tal vez más apoyo. Ahora no lo están dando, pero no siempre es así.

¿Crees que quizá nos falta mayor fortaleza mental, una autoestima más sólida?

Puede ser, aunque en el Mundial (de Tailandia) estuvimos muy bien en lo psicológico. Dimos todo. Hasta el último luchamos siempre. Contra Brasil no se dio la oportunidad. Quizá fallamos por el cansancio, pues jugamos cinco sets en casi todos los partidos. Debemos mejorar eso para lo que vendrá después.

¿Es verdad que quieres estudiar psicología deportiva?

Sí, me parece bastante interesante, pues hay equipos que necesitan orientación, que les expliquen algo, que lo anímico no lo tienen muy alto. Y siempre hay que tener la autoestima al máximo.

 EL CONSEJO

“Me gustaría decirle a los jóvenes que quieren comenzar a practicar un deporte que hagan lo que les gusta y que se esfuercen mucho, porque al final siempre hay recompensa”.

 

FICHA

Nombre: Ángela María Leyva Tagle
Edad: 16 años
Altura: 1,82 mts.
Club actual: Universidad San Martín
Selección Nacional: Capitana Sub-18

Renzo Gómez Vega
Periodista
rengomezv@gmail.com

Share

Renzo Gomez

Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *